El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía ratifica la condena al SAS por un error diagnóstico, fijando en 500.000 € la indemnización definitiva

El Servicio Andaluz de Salud había reconocido previamente su responsabilidad por esta grave negligencia, asumiendo indemnizar con 67.000 € a los padres de un niño nacido con graves secuelas físicas y neurológicas, -sin prácticamente brazos, deformidad en piernas, cabeza, genitales, etc.- por un error de diagnóstico prenatal, al no haber detectado sus graves malformaciones; admitiendo además, que las ecografías que se practican en esa unidad especializada no reúnen los requisitos que deberían tener estas pruebas.

A raíz de la reclamación patrimonial interpuesta por los letrados del despacho Castillo-Calvín Abogados, el SAS se comprometió a revisar sus protocolos de actuación diagnóstica prenatal, para evitar que casos tan dramáticos como el presente se vuelvan a repetir. En este punto, el Informe de la Inspección médica, incorporada al expediente administrativo, propone: “Que se tramite el Informe al Director Gerente del Hospital Virgen de las Nieves para la toma de decisiones organizativas que procedan.”

Quedando limitado el debate a la determinación del importe de la indemnización, por entender que lo procedente es que la reconocida por el SAS (67.000 €) fuera incrementada, los abogados de los reclamantes (Castillo-Calvín Abogados), interpusieron demanda ante el juzgado de lo contencioso de Sevilla que, finalmente, resolvió a favor de los actores, concediendo la cantidad de 500.000 €.

Tras recurrir el SAS esta sentencia, el TSJA con sede en Sevilla, ha decidido desestimar el recurso de apelación interpuesto, manteniendo que la condena que corresponde abonar a la Administración para indemnizar al menor y a sus padres es la fijada en primera instancia (500.000 €). Para determinar esta cuantía, ha tenido en cuenta el grave daño moral ocasionado a la madre y al menor.

 (Para acceder a la SENTENCIA, pulse en la siguiente imagen) 

Publicado: 3 de Mayo de 2016